Transcurría el minuto 45 del duelo correspondiente al Grupo C del Mundial de Rusia 2018 entre las selecciones de Perú y Dinamarca, cuando nuevamente el VAR protagonizó la señalización de una pena máxima, en esta ocasión a favor del conjunto sudamericano.

El encargado de ejecutar el disparo fue Christian Cueva, quien paró un poco sobre la carrera y terminó mandando su impacto arriba del arco defendido por Kasper Schmeichel.

Luego de su falla se escuchó el silbatazo que indicó el final de la primera mitad, acto seguido sus compañeros e incluso los suplentes acudieron a animar al futbolista inca. Cabe recordar que Paolo Guerrero inició como suplente para sorpresa de todos y por ello él no fue quien cobró desde los 12 pasos.

Lee también   ¡Croacia va a la Final del Mundial por primera vez en su historia!