El castigo de un equipo a un jugador racista

Si los entes futbolísticos no toman cartas en el asunto sobre el racismo, los jugadores podrían hacerlo. Un buen ejemplo es la forma en la que un equipo castigó, literalmente con patadas, a un jugador racista.

Captura de video.

Emre Belozoglu, jugador turco, llamó negro a Didier Zokora hace unos años y los compañeros del marfileño lo apoyaron, en respuesta a que el volante del Fenerbache no fue sancionado o amonestado.

Los jugadores del Trabzonspor le cayeron a patadas a Emre, le llegaron con fuertes entradas y hasta le dieron en sus partes nobles.

 

Lee también   Miguel Herrera hace malabares #Vine