El videoarbitraje sigue haciendo de las suyas. En la MLS, en un partido del Orlando City contra el New York Red Bull se dio lo último en cuanto a cosas insólitas pueden verse en un partido de futbol: una expulsión por bromear con un rival.

Sí, bromear. Fue lo que hizo el astro brasileño ex Real Madrid y Milan, Ricardo Kaka, con el francovenezolano Aurellien Collin, quien fue su compañero en Orlando durante una de las temporadas pasadas en el futbol norteamericano.

Sucedió luego de que, cerca de terminar el duelo entre Orlando y New York, se diera un cruce violento de parte de algunos jugadores por una falta cerca de la banda lateral. Kaka se acercó a separar con bromas y allí se topó con su amigo Collin, a quien agarró de la cara en un contexto amigable. El árbitro paró la acción, revisó las repeticiones y determinó que debía expulsar al brasileño. Insólito:

Lee también   Golazo de Saúl #Vine