Francesco Totti es el mejor jugador en la historia de la Roma, su magia y amor incondicjional a la Loba trasciende fronteras y es admirable.

Es un ídolo y cualquier niño romano desearía ser cómo él (a menos que sea de la Lazio). Pero no me crean a mí la admiración que genera, créanle al niño.

Lee también   Las emotivas palabras de Marta tras la eliminación de Brasil en el Mundial femenino