Brasil, Alemania, Italia y Argentina son las cuatro patas que sostienen al mejor invento de todos los tiempos, en lo que a la industria del entretenimiento se refiere: la Copa del Mundo. En los 20 volúmenes hasta hoy publicados, apenas una final prescindió del protagonismo de uno de los eternos colosos. Aún más, solo los aficionados más canosos (los de 50 y tantos para arriba) vieron un Mundial al que se ausentara alguno de los clásicos.

Uruguay 30, Suecia 58 y Rusia 18. Italia cuenta menos desfiguros en su palmarés que Copas del Mundo ganadas. Contra Suecia, el árbitro pudo favorecerle en un par de jugadas y soltar la rienda a teorías conspiratorias que habrían sido mucho más dañinas para la gran celebración de cada cuatro veranos que la eliminación azzurra. El Mundial es más grande que Italia.

¿Buffon? Antonio Carbajal seguirá siendo el único portero que jugó cinco Copas del Mundo, Claudio Suárez se mantendrá como el tercer futbolista con más partidos de selección de todos los tiempos y nuestra bandera será la única verde, blanca y roja del Mundial.

Yo no derramaré media lágrima por Italia. No por esta Italia, que llevaba dos Mundiales al nivel de Camerún y Honduras. La que no pasó a octavos en el grupo más cómodo de todos los tiempos: Paraguay, Eslovaquia y Nueva Zelanda. Esa que perdió contra Costa Rica y Uruguay cuatro años después. La que osó empatar con Haití y Luxemburgo en el camino. Aquella que se dejó llevar, perdió sus blasones de cabeza de serie y acabó en el grupo de España, donde solo pudo doblar la rodilla. La misma Italia que no logró despeinar a una plomiza Suecia en 180 minutos. Esa Italia estorba en la Copa del Mundo. Su elegante camiseta, único vestigio de su histórica solidez merece más que un lento arrastre en Rusia.

Lee también   Alvin y los ardillas

Piensen en los mediocampistas y delanteros más grandes del mundo. Los del Real Madrid, Barcelona, Bayern, Atlético, Juventus, Chelsea, PSG, Manchester City y United. Encontrarán montón de franceses, españoles, alemanes, brasileños, belgas, argentinos, portugueses… y a Marco Verratti, único italiano en la élite.

Afortunadamente la decadencia italiana ha llegado a su fin. El Renacimiento empieza hoy y marcará una era de renovación y esplendor. Quien haya visto un par de veces a Donnaruma, Conti, Romagnoli, Rugani, Caldara, Locatelli, Pellegrini, Gagliardini, Chiesa, Bernardeschi, Berardi y Verdi sabe de qué hablo.

51 COMENTARIOS

  1. La decadencia italiana ya se advertía desde 2009 cuando perdieron contra Egipto en la Copa Confederaciones y quedaron fuera en primera roda. Por su parte, el título de la contracolumna me recordó a la mejor canción en la Historia de los mundiales…

    Notti magiche
    Inseguendo un goal
    Sotto il cielo
    Di un’estate italiana.

    E negli occhi tuoi
    Voglia di vincere
    Un’estate
    Un’avventura in più.

    • todos sabemos que los italianos son medio “gitanos” son un volado en esa confederaciones le ganaron 3 a 0 a E.U.A y después los gringos le ganaron a España y tuvieron 2 a 0 brasil en la final,la mejor canción de los mundiales y pensar que en el 2018 va a cantar MALUMA 🙁

  2. Llama la atención que el invento fue de la FIFA del francés Jules Rimet y los pilares sean las potencias conocidas. Coincido en no derramar una lágrima por Italia siendo que no fueron capaces de imponerse vs una no potencia Sueca.

  3. aquí algunas ideas que propone la Gazzetta para cambiar el fútbol italiano:

    Renovar la Federación. Cambio de funciones.
    Más poder a la Lega.
    18 clubes en Serie A.
    Filiales en competición profesional.
    10% de ingresos dedicados a mejorar las canteras
    Premios para equipos que utilicen más italianos.
    Idea de juego común entre las selecciones (absoluta, sub21…)
    Reforma derechos TV (más meritocracia)
    Favorecer la creación de estadios en propiedad (Sólo 5 ahora)

  4. Lo último bueno de Italia fue la Euro 2012, lástima que desde entonces no se supieron levantar del trauma que significó perder 4-0 una final.

  5. Entre todos esos nombres del último párrafo tampoco hay un jugador de elite o que se vea que vaya a ser un mega crack que haga diferencia, Italia siempre ha sido como México, su fuerte está en el juego de conjunto y no en las individualidades.

    • Si bien es cierto Italia siempre basó su éxito en el juego de conjunto, sí ha tenido estrellas de primerísimo nivel… Gianni Rivera, Gigi Riva, Roberto Baggio, Gaetano Scirea, Paolo Maldini, Franco Baresi, Zoff, Del Piero, Totti, Pirlo, Vieri… todos ellos fueron de lo mejor que hubo en su momento, algunos como Scirea o Franco incluso de lo mejor de todos los tiempos en su posición. Italia también ha tenido muy buenas actuaciones individuales, por ejemplo Paolo Rossi, Toto Schillaci o Roberto Baggio, justo lo que no tiene hoy.

      • Si, estoy de acuerdo en que ha tenido muy buenos jugadores pero a lo que me refiero es que sus triunfos se recuerdan más como conjunto que por las individualidades como la Brasil de Pele, la Argentina de Maradona o la Francia de Zidane.

        • Nunca entendí muy bien lo de la Francia de Zidane, al menos no en el 98, no digo que fue malo, pero tampoco fue tan brillante… expulsado contra Arabia, no jugó contra Dinamarca, no marcó ni en la primera ronda ni en los enfrentamientos directos contra Paraguay, Italia y Croacia. Yo entiendo que ZZ era la figura, pero la verdad es que Francia tenía un equipazo.

    • Dale chance a Gian Piero, que la mujer le pidió el divorcio y ya le desplumo el milloncito que saco de la federación. “un divorzio consensuale” como diria la gazzetta.

  6. ¿ya llegaron los que aseguran que las eliminatorias Europeas son un mal chiste?, ¿ya llegaron a culpar a México, JCO y el bajo nivel de CONCACAF por la debacle italiana?, no entiendo porque habría que derramar alguna lagrima por una selección que murió en 2006 y nunca encontró su camino de regreso, una selección que como mencionaron siendo campeona del mundo no pudo con Nueva Zelanda, una selección que en 2 mundiales estuvo al nivel de Honduras y hoy puede presumir estar a la altura de El Salvador, en fin, cuando México quede fuera de un mundial, entonces habrá que analizar si vale la pena o no derramar lagrimas, antes, ni al caso

  7. La grandeza de Italia se quedo en los 90´s, en 2002 fueron robados descaradamente y hay quien dice que fue tan grande la molestia de los italianos que amenazaron fuerte a la FIFA y por eso “les dió” el mundial de 2006 donde sus últimos grandes nombres pudieron alzar la copa, pura especulación pero desde ahí no se le ha visto gran cosa, dieron pena en 2 mundiales e hicieron 2 euros destacadas aunque si la euro ya la han ganado Suecia, Grecia o Portugal no se puede decir mucho al respecto.
    Italia va a hacer algo a raíz de esto y va a volver, espero que así sea

Comments are closed.