La guerra de las Malvinas y el Mundial de México 86, son cuentas pendientes que tiene el boxeador inglés Kell Brook y para desquitar su furia, entrena con un costal forrado con la playera de Diego Maradona, ya que sostendrá una pelea eliminatoria para obtener el título de peso Welter de la FIB, precisamente contra el argentino Héctor Saldivia este sábado en territorio inglés.

Lee también   Maynor Figueroa salvó al Wigan