El paseo de leyendas del nuevo estadio Wanda Metropolitano, casa del Atlético Madrid, sufrió de la furia de algunos aficionados radicales que rayaron y malograron algunas placas de exjugadores. Hugo Sánchez fue uno de los afectados.

El exjugador mexicano que pasó por el Atleti pero dejó huella por irse al Real Madrid, aun no recibe perdón de los más antiguos colchoneros. Por eso, su placa fue pisada, colmada de excremento y escupida en varias ocasiones durante el primer partido vikingo en su nuevo campo.

La noticia la reflejaron varios medios españoles y llegó a los oídos de Hugol, quien sin embargo no entró en polémicas y felicitó al Atlético por su nuevo estadio.

Sánchez jugó en el equipo madrileño desde 1981 hasta 1985, completando 152 partidos y 82 goles oficiales.

Otra placa que recibió castigo fue la de Sergio ‘Kun’ Agüero, considerado “traidor” por haber estado cerca de ir al Madrid y finalmente pasar al Manchester City.

Lee también   Hugo Vs Tuca