La adicción a los videojuegos ahora será considerado un problema de salud

La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció que dentro de la próxima actualización que se realice a la Clasificación Internacional de Enfermedades en el año 2018, se incluirá a la adición a los videojuegos como un problema de salud mental, esto luego de una serie de investigaciones que concluyeron que esta situación puede tener graves consecuencias para la salud.

“Los profesionales de la salud deben reconocer que los trastornos del juego pueden tener graves consecuencias para la salud”, declaró Vladimir Poznyak, responsable del departamento de salud mental y Abuso de Sustancias de la OMS en una entrevista para la revista New Scientist.

De acuerdo con el borrado emitido por el organismo, algunos de los criterios para poder identificar como un problema la adición a los videojuegos son:

  • Si no se controla la conducta en cuanto al inicio, frecuencia, intensidad, duración, finalización y contexto en que se juega
  • Si hay un aumento en la prioridad que se otorga a los juegos frente a otros intereses vitales y actividades diarias
  • Si esa conducta se mantiene y va en aumento

“El comportamiento del juego y otras características son normalmente evidentes durante un periodo de al menos 12 meses, aunque la duración requerida debe acortarse si se cumplen todos los requisitos de diagnóstico y los síntomas son graves”, declaró Poznyak en la entrevista.

Lee también   Golazos en el PES 2013