Los equipos Sub-20 Kazma y Alarabi de Kuwait, se olvidaron qué deporte estaban practicando y empezaron las patadas al estilo Karate Kid hasta llegar a perecer unos auténticos delincuentes. Por otra parte, si se fijan los árbitros solo les faltó sacar las palomitas para apreciar tan lamentable situación.

Lee también   Neymar conduce carrito de asistencias en partido en Brasil