Faltaban ya seis minutos para el final del partido, Reading ganaba al West Ham tres goles por cero y a Jimmy Kébé, delantero del Reading, se le hizo muy fácil recibir el balón y acomodarse las calcetas en una clara señal de burla y humillación hacia el rival. Por dicha acción, Jack Collison, mediocampista de los hammers se fue con todo contra Kébé pues no aguantó la burla. Collison se fue expulsado, mientras que Kébé salió de cambio a dos minutos del final.

Lee también   WES 0-3 ARS | Contundencia Gunner