Ya hay una nueva forma de distraer al oponente en un tiro libre. Esto fue en el Futsal argentino, en donde dos jugadores se hacen los torpes dejándose caer para que el rival se quede estático y sin saber qué hacer. De la celebración ya mejor ni hablamos.

Lee también   ¡Sólo en la Concacaf ocurre esto!