Europa entera está al pendiente de la eliminatoria rumbo a la Euro del 2020 y sin lugar a duda, uno de los partidos más atractivos de la jornada fue el que enfrentó a las selecciones de Italia y Bosnia, partido que finalmente se decidió a favor de la escuadra azzurra por marcador de 2-1.

Pero no fue un partido fácil para los italianos que se vieron abajo en el marcador con un gol de Dzeko; fue necesaria una obra de arte de Lorenzo Insigne para poner el empate en el marcador:

Posteriormente, fue Marco Verratti al minuto 86, el encargado de inclinar la balanza hacia el cuadro italiano, que de esta forma, se consolida como el líder del grupo J con paso perfecto de 12 puntos, además de ser la mejor defensa con 1 solo gol en contra, encaminándose de esta forma a la Euro del próximo año.

Lee también   Fabio Cannavaro condenado a 10 meses de cárcel