Si el Gent lleva ventaja en las semifinales de la Copa Belga es gracias, totalmente, al auténtico golazo de Yassine El Ghanassy, joven y pícaro delantero oriundo de La Louvière, ciudad perteneciente a la región Valona de Bélgica.

Corría el minuto 29 del disputado duelo y el chamaco de 20 años midió a la perfección un balón que dejó retumbando las redes de Bolat, arquero turco del Standard sorprendido por el trallazo que definió el partido. No queda más que admirar…

Lee también   La nueva armadura de Alemania