Zinedine Zidane y Carlo Ancelotti demostraron que todavía le dan sabor al balón. Dicen que lo que bien se aprende no se olvida, y así lo demostraron con sus veteranas cualidades.

Lee también   No sabe abrir una bolsita con agua