Continúa la batalla de las botargas de la Capital One Cup. En esta ocasión las pusieron a bailar. ¿Qué les parece?

Lee también   Amor incondicional