La selección española canta este villancico para desear a sus aficionados felices fiestas, así como para tener la opción de regalar la Roja en esta Navidad.

Lee también   Wenger, más simpático que el Chelís!