Apasionante comercial de Quilmes, donde invita a que los argentinos dejen de lado  las camisetas extranjeras y se pongan la albiceleste. ¿No sería bueno que en México hiciéramos lo mismo? Dejar de lado las del Real Madrid,  Argentina, España y nos pongamos la de nuestra selección.

Lee también   El Suárez peruano, le llaman