Lee también   Del Piero, de jugador a vendedor por causa