AFP | El continente se pinta de celeste
AFP | El continente se pinta de celeste

Ganó la justicia. Uruguay es el mejor de América y punto. Hoy obtuvo en Buenos Aires su décimo quinta Copa América de la historia, la que significa la diferencia con Argentina y que los encumbra a la cima.

Más que con garra, Uruguay juega con el corazón. Defiende su estilo a muerte y entrega la vida en cada balón. Por si fuera poco, promueve un discurso llamativo, que regresa a las bases del futbol y, a pesar de ser altamente disciplinado, lo vuelve sencillo y entretenido.

Años atrás la duda rondaba por la República Oriental del Uruguay. Si habían sido los mejores al inicio del siglo pasado, cuando se formalizó el deporte, una brecha de pocos triunfos e inestabilidad los había abordado y empujado a la inestabilidad. Pero de entre las cenizas, con determinación y carácter, preparación y mucho trabajo, han vuelto al primer plano futbolístico.

Desde los ochentas que comenzaron a trabajar una nueva camada de éxito. Seriedad mediante, entraron al quite gente como Omar Borrás, Víctor Púa, el Maestro Óscar Washington Tabárez, con figuras como el Príncipe Francescoli. Y justo en esa revolución que devolvió la vida al balompié charrúa, en ese contexto, se desarrolló esta generación que hoy está en la cima y toca la algarabía directamente.

La final de Argentina 2011 fue testigo de la imposición uruguaya sobre los guaraníes. El Tata Martino, estratega albirojo, recargó demasiada responsabilidad en Ortigoza, el medio creativo, quien no pudo frente a tipos tan determinados como Diego Pérez o Maximiliano Pereira. Apostó por Haedo Valdéz como la solución de cara a puerta y le dio a Zeballos una distinción que no había merecido; pero mantuvo ese esquema recatado y aguerrido en defensa. Enfrente tuvo un conjunto de hombres, todos sentregados al máximo. Todas las líneas uruguayas fueron más imponentes, más fuertes y mejores que las del rival.

Lee también   Sin despeinarse, Barcelona está en semifinales!

Por si fuera poco, respondieron también los cracks. Suárez fue la clave, el móvil del ataque. Marcó un golazo que abrió el marcador y asistió para el tercero. Forlán logró anotar también, tras la desesperante sequía que lo aquejaba pero que no le impedía acaparar reflectores, manejando a su equipo. Anotó dos, el primero también tras rebotes, a pase de Arévalo y el segundo luego de un brillante contraataque.

Uruguay vuelve a reinar en Argentina. El Monumental es nuevamente suyo. El Oriente festeja porque el título de mandamás ha regresado a su origen. El dueño de América y de la hermosa copa en juego es celeste y reparte su color con orgullo y justicia.

Alineaciones

3-0

Arbitro: Salvio Spinola(BRA)

Estadio Monumental

Uruguay
1 Fernando MUSLERA
2 Diego LUGANO
16 Maximiliano PEREIRA 30′
22 Martín CÁCERES 88’ 25′
4 Sebastián. COATES 85′
15 Diego PÉREZ 70’ 24′
20 Álvaro GONZÁLEZ
17 Egidio ARÉVALO
11 Álvaro PEREIRA 63’
9 Luis Suárez 12’
10 Diego FORLÁN 42’ 89’
21 Edinson CAVANI 63’
8 Sebastián EGUREN 70’
3 Diego GODÍN 89’
DT Washington TABÁREZ
Paraguay
1 Justo VILLAR
14 Paulo DA SILVA
2 Darío VERÓN
4 Elvis MARECOS
3 Iván PIRIS
16 Cristian RIVEROS
20 Néstor ORTIGOZA
13 Enrique VERA 64’ 58′
15 Víctor CÁCERES 64’ 17′
18 Haedo VALDÉZ
7 Pablo ZEBALLOS 77’
23 Hernán PÉREZ 64’
21 Marcelo ESTIGARRIBIA 64’
19 Lucas BARRIOS 77’
DT Gerardo MARTINO