Argentina pasó por arriba de Italia y se Coronó en ‘La Finalissima’

El monarca sudamericano se impuso sin atenuantes al europeo en el mítico Wembley de Londres. Argentina derrotó de forma contundente 3-0 a Italia y levantó el Título de La Finalissima, competición de carácter oficial tanto para UEFA como para la Conmebol. La Albiceleste de Scaloni y Messi fue ampliamente superior y se candidatea para Qatar; mientras que la Azzurra no levanta cabeza, quedándose sin Mundial y en la despedida de Chiellini del equipo nacional.

Messi, de notable partido, vuelve a levantar una Copa con la Albiceleste / foto: youtube

Sigue la racha victoriosa de la Selección Argentina, que hoy se consagra nada menos que en Wembley y ante el vigente campeón de la Eurocopa con cuatro copas mundiales a cuestas; a expensas de un nuevo fracaso que lo excluye de otro campeonato mundial. Algo que no borra que sobre el ceped londinense se posaban 6 Títulos del Mundo

El inicio del cotejo en la Catedral londinense fue parejo, con una Albiceleste que tenía el balón pero Italia le llegaba con mucha libertad al área, generando tiros de esquina e inquietando el arco de Martínez. Pero al minuto 28, un balón recuperado por LoCelso, de gran final, terminó en los pies de Messi, quien aguantó, giró y arrancó ante Di Lorenzo, que pese a sus intentos de desequilibrar al rosarino, no pudo evitar que el astro ganara y centrara para que Lautaro empujara a gol.

Italia sintió el golpe y a partir de la media hora de juego, el partido se jugó como quería el sólido equipo configurado entre Scaloni, Aimar, Ayala, y Samuel. Antes de irse al entretiempo, nuevamente un ataque argentino penalizaba la endeblez defensiva europea. Lautaro bajó un envío largo y giró ante su marca, condujo y metió un pase notable para que Di María se plantara ante el gigante Donnarumma y definiera con sangre fría, picándola ante el que fuese su compañero en París.

Lee también   El anfitrión Camerún inaugura la Copa África con victoria

El segundo tiempo en la capital inglesa fue consagratorio, con una Albiceleste borrando del terreno a una Azzurra perdida, que apenas se acercó al pórtico de «Dibu». Messi asumió su credencial de 10 y manejó los tiempos, pasando cada balón por sus pies para que distribuyera y rematara. El hoy jugador parisino pudo convertir, pero el meta italiano impidió el esperado gol de Lionel. De no ser por Donarumma, pudo ser un triunfo escandaloso de los sudamericanos sobre los europes.

Llegaba el final y Argentina se consagraba nuevamente Campeón bajo el mando de Lionel Scaloni, tras décadas de frustraciones, apenas interrumpidas por un par de Oro Olímpico, y títulos mundiales en categorías inferiores. Esta es la segunda Copa de este certámen oficial entre campeones de UEFA y Conmebol (antes conocida como Copa Artemio Franchi). Las otras dos en disputa se las llevó Francia en 1985 ante Uruguay, mientras que el primer título argentino lo ganó en 1993 contra Dinamarca.

Además, se jugaron tres finales más entre europeos y sudamericanos, aunque estas no tenían carácter oficial. Brasil ganó en un par de ocasiones a Holanda y Alemania (1989, 1998), y España se impuso a Uruguay en 2013.