El Real Madrid se impuso sobre la hora 2-1 al Betis de Andrés Guardado (titular y jugó 85 minutos) en el estadio Benito Villamarín. Los de Solari quedaron cuartos en la tabla igualados con el Sevilla, y a 10 puntos del líder FC Barcelona. Betis se aleja de la zona alta.

Luka Modric abrió el marcador a los trece minutos para poner en ventaja al equipo merengue en suelo sevillano. El actual Balón de Oro sacó un remate en la media luna del área rival para anotar el 0-1.

El partido se fue decantando para el Madrid y al Betis le entraron dudas, sin poder competir como está acostumbrada la oncena de Setién.

En el complemento, ya sin Benzema, lesionado, los de Solari se fueron metiendo cada vez más atrás. El Betis tomaba ritmo en ataque, y así llegó el empate.

Al minuto 67, el exmadridista Sergio Canales hizo el empate a uno en una jugada al límite. Guardado fue sustituído al minuto 85 por el argelino Boudebouz, y todo hacía parecer que tanto merengues como verdiblancos repartirían puntos, pero un tiro libre tras una escapada de Casemiro cambiaría la noche sevillana en perjuicio del equipo del internacional mexicano.

El exbético Dani Ceballos cobró el libre directo que pasó por el exterior de la barrera y sorprendió a un mal colocado arquero catalán Pau López. La bola entró a falta de dos minutos para el 90 y el jugador andaluz pidió disculpas por el tanto a la que fuera su afición. Era el 2-1 para los madridistas en un reducto duro de asaltar como lo es la cancha del Real Betis.

Lee también   Tormenta sin rayos en Madrid

Con esta agónica victoria, el equipo de Solari queda 4to en Liga, igualado con un Sevilla que es tercero. A cinco puntos del escolta, Atlético de Madrid, y a lejanos diez del Barça que lidera con comodidad el fútbol español.
El Betis Balompié de Guardado quedó 7mo.