Con agónico tanto de Soldado, España apenas venció por la mínima a Georgia…

Vaya partido tan complicado para la Selección española en su visita a Georgia, duelo que marcó el arranque eliminatorio para los dirigidos por Vicente del Bosque y en el que para sorpresa de muchos, sufrieron de más para vencer a una escuadra que en el papel no debía representar tantos problemas.

Este martes, la Furia Roja corrió incluso con algo de suerte en un par de jugadas en las que su portería estuvo a punto de ser vencida, y es que Casillas y los postes hicieron bien su tarea en pro de los rojos.

Los españoles tuvieron la pelota la mayor parte del tiempo, pero no lograban doblegar por completo a la defensiva rival, y cuando lograron ponerse francos a la portería, Giorgi Loria, portero de Georgia, estuvo en plan grande.

Los minutos transcurrían y no pasaba nada. Intentos españoles varios, pero poca profundidad. Tuvieron que entrar Pedro, Cazorla y Fábregas para acentuar el dominio rojo y fue hasta los 86 minutos que Soldado no desaprovechó un centro al área y puso el 0-1, suficiente para darle forma a un triunfo muy apurado de una Selección española que careció de pegada haciendo evidente la falta de un «9» matador a pesar de Soldado, que jugó todo el juego y se reflejó en el marcador.

Con este resultado España suma tres puntos en el sector I de la eliminatoria, los mismos que su rival de este día aunque con un partido más, cabe resaltar.

Lee también   Ramos se perderá los amistosos de España