Inglaterra dejó atrás sus ‘fantasmas’ y se metió en la Final de la Euro

La Selección Inglesa dio el paso que tanto le costó históricamente, para derrotar 2-1 a Dinamarca en Wembley, y así jugar la final de la Euro2020 el próximo domingo contra Italia en el coliseo londinense.

Harry Kane no pudo a la primera, pero aprovechó el rebote para meter a los ingleses en la final | Foto: Youtube

Inglaterra tenía una cita con la historia en Wembley ante la combativa Dinamarca. El favoritismo recaía en el equipo de Southgate, que terminó adoptando esa presión, y ejerció el peso de una localía moderada; para así regresar a la palestra futbolística, tras más de medio siglo a la sombra.

No obstante, el que empezaba ganando era el elenco danés. Escuadra que ha ido de menos a más, tras aquel accidente inicial con uno de sus referentes, como lo es Christian Eriksen. Al minuto 29, Dinamarca convertía de libre directo por medio de Damsgaard, hombre de Sampdoria, y los fantasmas del fracaso y las decepciones inglesas empezaban a sobrevolar el Wembley Stadium.

No pasaría mucho tiempo para que se empatara el duelo en la capital inglesa. Los de Southgate volvían a la vida gracias a una acción trepidante que terminó con el defensa danés Kjaer, enviando el esférico al fondo de su propia meta. Rugía la Catedral del futbol británico, que recuperaba las esperanzas al filo del descanso.

Entre Sterling y Kjaer empujaban a gol con un Casper Schmeichel batido | Foto: Youtube

El partido se iba a alargar hasta la prórroga, y el pesimismo se empezaba a apoderar del bullicioso Wembley. Italia esperaba cómodamente, tras imponerse ayer con sufrimiento y en los penales a la asociativa y joven Selección Española.

Jack Grealish ingresaba para aportar el talento a falta de veinte minutos. Foden también, cuando Southgate se percataba de que el tiempo extra era inminente ante el duro equipo escandinavo. Hasta que al minuto 103 de la prórroga, un polémico penal solucionaría las cosas para el «local».

Lee también   Adiós al maleficio 'Red'

Harry Kane se hacía cargo del pesado lanzamiento. Toda una nación y el peso de tantos años de derrotas y promesas incumplidas, recaía en la espalda del goleador de Tottenham. Kasper Schmeichel tapaba el tiro, pero terminó dando un rebote lapidario para los daneses. Kane no fallaría a segunda instancia, y era 2-1 para Inglaterra a falta de quince minutos para la final.

Se le escapó a Kasper y Kane metía el rebote. Inglaterra a la final de la Eurocopa | Foto: Youtube

De esta manera el domingo será Inglaterra-Italia nuevamente en Wembley. La Azzurra va por su segunda corona europea, los británicos por la primera. Southgate contra Mancini, Harry contra Chiesa. Duelo de históricos y campeones mundiales que quieren destronar a los lusitanos.