Con goles argentinos, Inter de Milán vence por tres a uno a Juventus y le quita el invicto.

Después de 10 fechas sin que nadie le faltara al respeto, la Vecchia llegó a la jornada 11 para toparse con pared. Inter de Milán no se fue con la finta de que Juventus manda y hace lo que se le pega la gana en el Calcio. Con goles de manufactura argentina, la Juve pierde el invicto y de paso encuentra a un rival que ha de pisarle los talones.

Fue Juventus el equipo que abrió el marcador. Lo hizo demasiado rápido. Ante una posición en fuera de juego que no vio el cuerpo arbitral, Asamoah le puso medio gol a Vidal para que éste pusiera el 1-0 apenas al minuto de juego.

Pero Inter se esperó hasta la segunda mitad para portarse mal con su anfitrión. Al 58′ Marchisio cometió falta sobre Milito en el área, jugada que también se prestó a la polémica, y el argentino ejecutó el cobro para empatar los cartones. Al 75′, Guarín, quien había ingresado por Cassano, sacó un disparo que Buffon rechazó con algo de mala fortuna, pues el balón le quedó a Milito y éste no desaprovechó para empujarlo y poner el segundo para Inter.

Con la desventaja a cuestas, la Vecchia intentó buscar el empate, sin embargo el tino estuvo del otro lado. A un minuto de finalizar el encuentro, Rodrigo Palacio completó el festín ofensivo argentino poniendo el tercero para así liquidar a Juventus.

Además de quitarle el invicto, Inter de Milán respira a los oídos de la Juve, pues se coloca a un punto de distancia en la tabla general.

Lee también   Una "señora" muy atractiva

JUVENTUS: Buffon; Barzagli, Chiellini, Bonucci, Lichtsteiner (Cáceres 38′, Quagliarella 77′); Vidal, Pirlo, Asamoah, Giovinco; Marchisio, Vucinic (Bendtner 46′).

INTER DE MILÁN: Handanovic; Zanetti, Samuel, Ranocchia, Juan; Cambiasso, Nagatomo, Gargano; Palacio, Milito (Mundingayi 80′), Cassano (Guarín 69′).