Lille quedó a un paso de octavos

Foto: @LOSC_EN

El Lille dio un paso de gigante hacia los octavos de final de la Liga de Campeones al sumar contra el Salzburgo su segundo triunfo consecutivo en la competición que complica la vida a los austríacos.

Los franceses, que no habían ganado en su estadio en sus últimos 13 duelos europeos, afrontan la última competición como líderes del grupo y les valdrá con un empate ante el Wolfsburgo en la última jornada para regresar a los octavos de final 14 años después.

El líder austríaco, que afrontaba en cabeza el grupo antes de esta jornada, tendrá que jugarse su primer pase para octavos contra el Sevilla en la última jornada.

Su segundo triunfo consecutivo, tras el conseguido en Sevilla, fue de nuevo un ejercicio de eficacia, la misma que les falta en el campeonato doméstico, donde están a 20 puntos del París Saint-Germain al que el año pasado arrebataron por sorpresa el título.

Todo lo contrario que el Salzburgo, que se pasea en Austria pero que ha perdido la magia en Europa, donde se jugará su primera clasificación para octavos en la última jornada contra el Sevilla.

Lee también   Atalanta jugará la Champions en su estadio