Foto: Javier Soriano | AFP

Cliente distinguido. Al Atlético le hacía falta un paso para recoger su carnet en las oficinas del Bernabéu para asegurarse el mote de hijo. No importa si se trata de Copa -como en esta ocasión-, liga o amistoso… la capital española es monocromática y sabe a merengue empalagoso.

  • 3Real Madrid
  • 1Atlético de Madrid
Merengues: Casillas; Arbeloa, Ramos, Carvalho, Marcelo; Khedira, Alonso, Di María (Gago 90’), Özil (Granero 90+1’); Ronaldo, Benzema (Kaká 56’). DT José Mourinho


Colchoneros: De Gea; Ujfalusi, Perea, Domínguez, Filipe; García (Suárez 49’), Assunçao, Juanfran (Valera 88’), Reyes; Forlán (Mérida 78’), Agüero. DT Quique Sánchez Flores.
Goles: 0-1 Forlán (7’), 1-1 Ramos (14’), 2-1 Cristiano Ronaldo (61’), 3-1 Özil (90’)
Árbitro: Antonio Miguel Mateu Lahoz
Incidencias: Cuartos de final de ida de la Copa del Rey, realizada en el Santiago Bernabeú, de Madrid.

Un 3-1 que no muestra la diferencia que hubo entre uno y otro equipo pues el Real fue total y el Atlético le tuvo miedo, otra vez. Once años, comenzando el décimo segundo, de plenitud blanca que se expande con un encuentro avasallador y que tuvo un traspié desconcertante.

Comenzó ganándolo el conjunto Colchonero mediante el reencuentro de Forlán con el gol, al prematuro minuto siete. Pase de Agüero y anotación que pasmó momentáneamente al público madridista que había visto cómo en la cancha del Bernabéu merecía ir adelante el local.

Al cuarto de hora, siete minutos después de la intervención de Forlán, tardó en balancear eso que llaman algunos expertos como ‘marcador moral’ sobre el real. Ramos concretó un córner lanzado por Di María y la fiesta blanca se desató. Así, entre Di María, Özil, Cristiano y Benzema fueron hundiendo la esperanza mínima de la hazaña rojiblanca.

Lee también   PSG se impone en casa

A la vuelta, siguió imponiéndose el equipo dirigido por Mourinho. Cristiano Ronaldo situó en la pantalla el segundo, al 60′ y para cerrar con broche de plata (por que Gago se comió el cuarto) Özil alejó cualquier oportunidad visitante.

3-1 que parece definitivo en la Copa del Rey. ¿Habrá remontada en el Vicente Calderón?