El Real Madrid comandado por Zinedine Zidane, sufrió su segundo descalabro dentro de la International Champions Cup, en esta ocasión a manos del Manchester City dirigido por Pep Guardiola, en un duelo amistoso correspondiente a dicho certamen y disputado en el estadio Memorial Coliseum de Los Ángeles California.

Desde los primeros minutos se vislumbraba un encuentro entretenido, el ritmo era de ida y vuelta, con ocasiones peligrosas en ambas porterías. Keylor Navas fue la figura del conjunto blanco, al evitar hasta en tres ocasiones que el brasileño Gabriel Jesús y Sergio ‘Kun’ Agüero abrieran el marcador y adelantaran a los ‘Citizens’, mientras la ofensiva del Madrid encabezada por Bale, Benzema e Isco, careció de precisión, además de las buenas intervenciones del arquero del City, Ederson Moraes.

Ya en la parte complementaria, un Kevin De Bruyne inspirado fue pieza clave para comenzar a superar al vigente campeón de Europa. Ya sin Keylor Navas en el campo, al minuto 52 llegó la primera anotación de los pupilos de Guardiola, por conducto de Nicolás Otamendi, quien empujó un rebote concedido por Kiko Casilla.

Posteriormente, en el minuto 59, una gran asistencia de Walker dejó dentro del área a Raheem Sterling, quien definió de manera excelente al primer poste de Casilla para colocar el 2-0 en favor del City. Después de recibir la segunda anotación, Zidane realizó una catarata de 10 cambios, dando entrada al ‘Real Madrid B’.

Los cambios dejaron aún más desajustados al cuadro ‘merengue’ y Stones aprovechó para colocar el tercer gol en favor de los ‘ciudadanos’ de Manchester al minuto 67. Tras el 3-0 en favor de la escuadra inglesa, Guardiola también le dio entrada a varios elementos jóvenes y el partido bajó de ritmo.

Lee también   JUV 1-3 PAL | Señora de las penurias

Al final la noche nos tenía reservados dos grandes goles, uno por bando. Primero Brahim Díaz al minuto 81 colocó el balón en el ángulo tras un buen disparo de zurda y puso el cuarto gol en favor del Manchester City, pero al minuto 88, llegó Óscar con un soberbio disparo de media distancia que superó al guardameta Grimshaw y colocó el 4-1 definitivo en el marcador.

Video Resumen