Manchester City se niega a dejar el liderato y el día de hoy demostró que harán hasta lo imposible por seguir en la cima. Los pupilos de Guardiola recibieron al West Ham de David Moyes, quienes empezaron arriba en el marcador pero los locales no se dejaron y lograron revertir el marcador.

Apenas al minuto 6, West Ham dio el primer susto; Antonio remató de cabeza pero el esférico salió por encima del arco local. Después de esa llegada, Manchester City comenzó a hacer lo suyo: tener el balón y tocar sin prisa. Al 15, otra vez los Hammers intentaron dañar a los del City, pero Ederson salvó a su equipo gracias a una gran intervención con los pies.

A pesar de que los de Guardiola dominaron y mantuvieron encerrados a los visitantes, al minuto 43 Ogbonna se elevó dentro del área y remató de cabeza para poner el 0-1 e irse al descanso con ventaja.

Ya en la parte complementaria, Manchester City salió con todo en busca de darle la vuelta al marcador. Al minuto 52, Sané mandó un centro, Sterling remató pero Adrián, muy atento, desvió el disparo para mantener en ceros su arco. Al 56, Gabriel Jesus centró, Otamendi apareció en el área y nada más empujó el esférico para emparejar el marcador.

El City, fiel a su estilo, tuvo el balón y la posesión del esférico. Buscaron atacar pero siempre con calma y pensando bien las jugadas. Al minuto 81, Sergio Agüero disparó desde fuera del área pero el balón rebotó en la defensa. Un minuto más tarde, De Bruyne centró y Silva apareció dentro del área chica, remató de manera extraña pero puso el 2-1 final.

Lee también   Grandes clubes de Europa se fijan en la nueva joya del PSG