En partido correspondiente al Grupo F de las eliminatorias mundialistas europeas, Portugal 1-1 Israel.

Todo iba bien. A los 27 minutos de juego, Portugal se puso arriba en el marcador con anotación de Ricardo Costa. Parecía que los anfitriones no tendrían problemas para conseguir más goles y asegurar una victoria que les era fundamental, pero…

Limón a la herida. Portugal se relajó y no remató al rival, algo que pudo haber hecho con dos opciones claras que fueron desperdiciadas. Sin presiones de nada, aguantando hasta el final, Israel hizo de las suyas al 85′ cuando Eden Ben Basat puso el tanto que emparejó los cartones. Fue un cubetazo de agua helada para los portugueses.

Lo apagó la desesperación. A diferencia de otros encuentros, Cristiano Ronaldo no pudo servir de motor ni de motivación para sus compañeros. Por el contrario, terminó todo angustiado y desesperado, al grado de ser amonestado en tiempo de compensación.

A sufrir. Con este resultado, Portugal llega a 18 puntos y amarra por lo menos repechaje. Para lograr la clasificación directa requiere ganar por diferencia de siete goles a Luxemburgo y que Rusia pierda ante Azerbaiyán.

ASÍ JUGARON:

PORTUGAL: Rui Patricio; Costa, Pepe, Antunes, Coentrao; Nani, Veloso (Eder 87′), Moutinho, Micael (Josue 69′); Cristiano Ronaldo, Almeida (Oliveira 70′).

ISRAEL: Aouate; Haim, Meshumar, Harush, Tibi; Natcho, Zahavi (Damari 83′), Yeini, Radi (Refaelov 67′); Barda (Haim 60′), Ben Basat.

Lee también   Tottenham perdió y salió de los primeros puestos de la Premier