Con una soberbia actuación de Zlatan Ibrahimovic, PSG vence 4-0 a Troyes.

El Parque de los Príncipes volvió a ser respetado. París Saint-Germain no esperó a una tercera humillación consecutiva en casa y se desquitó ante Troyes de las afrentas propinadas por Saint-Etienne y Rennes. Bajo la batuta de Zlatan Ibrahimovic, los parisinos retornaron al camino del triunfo y de paso estancan al rival en zona de descenso.

Fino en la puntería para anotar a diestra y siniestra con su selección, Ibra extiende su calibre goleador a PSG. Y no solamente perfora pues también asiste. Este día saltó a la cancha convertido en un monstruo y las cuatro dianas conseguidas por su equipo estuvieron empapadas por él.

Con dos pases a gol (Maxwell 17′, Matuidi 63′) y dos tantos (70′, 89′), Ibrahimovic sigue demostrando que llegó para apropiarse de París y que no tiene empacho en echarse a su escuadra a los hombros. Por si fuera poco, además de darle sabor a la Ligue 1 con su presencia, camina tranquilo en la tabla de goleadores, donde ocupa la cima con 12 pepinos.

PSG: Sirigu; Armand, Alex, Thiago Silva, Maxwell (Rabiot 76′); Van Der Wiel (Jallet 72′), Verratti, Matuidi, Pastore (Nené 46′); Lavezzi, Ibrahimovic.

TROYES: Thuram; Rincón, N´Sakala, Saunier, Colin; Obbadi, Darbion (Yattara 67′), Camus, Nivet; Xavier (Marcos 58′), Bahebeck (Enza-Yamissi 79′).

Lee también   PSG le pone precio de salida a Neymar Jr.