Hasta ahí llegó la ilusión del Mirandés, quien se despidió de la Copa del Rey con un contundente 6-2 en contra. Athletic ya espera al Barça o al Valencia en la final.

A los de Pouso no les dio tiempo ni de soñar. A los 22 minutos un rotundo 3-0 tenía casi definida la eliminatoria.

Corría el 11′ y Muniain aprovechó el primer error de la defensa visitante. Los centrales se fueron por De Marcos, y Muniain, sin marcaje, apareció por la izquierda para sorprender al meta Nauzet.

Sin tiempo para reponerse llegó el segundo. Una gran jugada grupal de los Leones, iniciada por Llorente, y que culminó Susaeta. El zurdazo se alojó en el fondo de las redes después de una gran combinación en el centro del área.

Y llegó el tercero. Aurtenetxe, solo en el segundo palo, anotó de cabeza y dio la tranquilidad a los aficionados que ya comenzaban a saborear una nueva final de la Copa del Rey.

En el segundo tiempo Mirandés se fue por todo. No tenía de otra. Pablo Infante dio un primer aviso. A la siguiente no hubo aviso, sino gol. Un disparo desde el vértice del área lo aprovechó Aitor Blanco para el primer descuento. Y siguió llegando.

Fue cuando Llorente le puso un alto a las aspiraciones rivales y anotó dos golazos AL 71′ Y 75′. Era el final de la eliminatoria.

Al 86′ el central Aitor blanco volvió a recortar, en el gol de la despedida para Mirandés.

Finalmente, en una de las últimas jugadas, el defensa César Caneda anotó en propia portería para cerrar el marcador.

Lee también   Lobos BUAP debuta en Liga MX con empate

Al San Mamés no le quedó otra que caerse en aplausos, a los suyos claro, pero también al Mirandés, que le puso sabor y mucho, a la Copa del Rey.