[Hablemos de una canción de la banda de rock psicodélico conformada por las leyendas Mason, Waters, Wright y Gilmour; acompañadas desde luego y  desde otro lugar por Syd Barrett]

Fearless: La "otra" canción para el Liverpool
Fearless: La «otra» canción para el Liverpool

 

Dices que la colina es demasiado inclinada para escalarla.

Nunca olvides que vistes de rojo sangre y tienes un Livebird tatuado en el corazón, solo escálala.

Dices que te gustaría verme intentarlo.

Lo intenté durante 17 años, sudé, lloré, estuve en las malas y en las peores, grité de alegría y de dolor y tú me seguiste en todos esos intentos. Nunca me sentí solo.

Escoge el lugar y yo elegiré el momento.

Recuerda cuando comandé una legión de feroces guerreros donde en tierra turca vencimos al Goliath italiano, nunca desconfíes ya que escalaré la colina a mi manera.

Sin miedo el idiota enfrentó a la multitud.

Fallé en muchas ocasiones y tal vez decepcioné a la afición fiel que se tiñe de rojo pero el miedo lo transformé en coraje, alzando el pecho y siempre con una sonrisa.

Despiadadamente el juez volteó, frunció el ceño y dijo ¿Quién es el tonto que lleva esa corona?

Vi a Ferguson a Wegner y a Ancelotti tirando las armas ante mi rabia dentro del campo y hasta el mismo Mourinho con su siempre mirada desafiante supo que yo no era un oponente cualquiera, cuando asciendas recuerda siempre mirar hacia abajo para escuchar el sonido en las caras de la multitud.

 

Caminé. Caminé con esperanza en mi corazón pero algo es seguro, Nunca caminé solo.

 

En 1971 Pink Floyd incluyó en su álbum Meddle la canción Fearless donde Gilmour y Waters se lucieron con un ritmo lento, pausado y espectacular. Al final y al principio de la canción aparecen los cánticos de You’ll never walk alone con los cuales The Kop y todo Anfield  apoyan a su equipo incondicionalmente. Aunque existen muchas versiones y rumores en realidad no sé sabe porque dos aficionados al Arsenal (Roger Waters y David Gilmour) incluyeron el himno Red en ésta pieza. La interpretación queda libre.

Lee también   Top Sapiens del fin de semana

En ésta ocasión nos permitimos tomarla como homenaje para el ídolo que se va de la ciudad de Los Beatles, aquel que nunca bajó los brazos y levantó la cara recordando en épocas malas a todos los equipos de las islas británicas y de Europa que Liverpool es un verdadero gigante, un mito que con solo la playera puede hacer temblar al eterno rival de Manchester o al  vecino de Goodison Park y que “los nuevos ricos” Chelsea y Manchester City deben respetar esos colores y nunca confiarse.

Gracias Stevie G. por demostrarnos que el futbol es compromiso, lealtad y que las épocas románticas no se han esfumado del todo. Suerte en el final de tu carrera. Seguramente Torres y Suárez agradecerán también que alguna vez tuvieron como mentor a un grande, y Anfield nunca olvida a sus leyendas, ahora estás en el olimpo rojo junto a Keegan, Dalgish y Rush. Nunca caminaste y nunca caminarás solo.